La generación de relevo venezolana aparece en las Grandes Ligas

Venezuela cuenta con una generación de relevo en las Grandes Ligas. En la actualidad hay nueve peloteros que podrán ser el rostro del país para los próximos seis años.

El beisbol, al igual que el tiempo, no se detiene. Los años en que se veía a jugadores como promesas ya pasaron y hoy en día son veteranos de la MLB. Pero en este 2019 hay nombres que han asombrado a muchas organizaciones y aficionados por los números que han mostrado en la zafra.

Willson Contreras. El careta de los Cachorros de Chicago se ha desempeñado como uno de los mejores receptores de la actualidad. Posee cuatro campañas en las mayores y su titularidad la tomó desde la primera temporada que estuvo con el equipo.

Contreras fue fundamental para el anillo del campeonato que ganaron los Cubs en 2016. Su fuerza y su defensa fueron claves durante toda la postemporada.

Durante este 2019, a pesar de que se encuentra lesionado, ha exhibido un average superior al de su zafra pasada (.248).  Su línea ofensiva es de .285, con 19 vuelacercas, 55 carreras impulsadas y 43 anotadas. Se le ha invitado a dos Juegos de Estrellas y en esos partidos ha sido titular.

Renato Núñez. El tercera base que funge como inicialista, en esta campaña está teniendo el despertar ofensivo que tanto esperaron los equipos a los que perteneció. En su momento como novato con Atléticos de Oakland estuvo entre los cinco prospectos de la organización.

Núñez, con los Orioles de Baltimore, ha demostrado que su fuerza es más que ocasional. Ha dado 24 cuadrangulares en la campaña y se ha convertido en el máximo jonronero de su conjunto.

El valenciano afirmó que pertenece a un equipo de las Mayores y que tanto su ofensiva como la defensiva son perfectas para ser titular en una novena.

En los últimos 30 juegos ha repartido 18 imparables, 5 jonrones, 11 empujadas, 10 registradas en 58 turnos consumidos.

Gleyber Torres. El segunda base de los Yanquis de Nueva York es uno de los jugadores venezolanos que más se han destacado desde que llegó a las MLB. Su nombre ha estado ligado con el del icónico slugger del equipo neoyorquino Joe DiMaggio, por ser el novato que más cuadrangulares ha dado a la edad de 22 años.

Torres quedó de tercero en la votación al premio Novato del Año en la campaña de 2018. Dejó un promedio de .271, y los 24 bambinazos fueron los que volvieron “locos” a los aficionados y a la gerencia de los mulos. Además, es uno de los dos venezolanos que han sido convocados al Juego de Estrellas en los primeros dos años de estrenarse.

En esta zafra tuvo que asumir el liderato de su novena ante las bajas notables que tuvo la alineación de Aaron Boone, respondió con excelencia y se ganó la titularidad con el sudor de la frente. Mantiene un ritmo encendido con el madero y exhibe un promedio de .294, con 20 jonrones, 55 fletadas, 63 registradas y 17 dobles.

Harold Castro. Asombró a la gerencia de los Tigres de Detroit cuando se estrenó en 2018. Su versatilidad y su bateo oportuno fueron claves para que el conjunto bengalí viera futuro en el infield.

En esta zafra su ingreso a la manada, liderada por su compatriota Miguel Cabrera, se debió a la lesión de Gordon Beckham. Desde que fue promovido el 4 de junio no volvió a bajar a las Ligas Menores. El caraqueño exhibe un promedio de .287, con dos batazos de vuelta completa, 15 RBI y 15 anotadas.

Ronald Acuña jr. El jardinero de los Bravos de Atlanta es la cara del equipo y, de mantenerse así, será la cara del beisbol latinoamericano por varios años. Su consistencia en el cajón de bateo demostró que la camada de relevo que está llegando de las menores está preparada para lo que viene.

En su año de debut, Acuña jr. se consagró con el premio del Novato del Año y se convirtió, por ello, en el segundo venezolano en ganar esa distinción. El de La Sabana, estado La Guaira, es uno de los mejores jugadores que hay en la MLB en estos momentos; es un jugador con las cinco herramientas (fuerza, contacto, defensa, brazo y velocidad) y sin duda alguna será el líder de esa novena.

2019 ha sido especial para el venezolano. Fue invitado para el clásico de mitad de campaña, estuvo presente en el Jonrón Derby, está comandando junto con su organización la División Este de la Liga Nacional y declaró en su cuenta de Instagram que le gustaría enfrentar a Gleyber Torres en la Serie Mundial. Yanquis-Bravos no es una idea descabellada.

La bujía de la alineación de Atlanta alcanzó los 20 cuadrangulares y las 20 bases estafadas, además de que tiene guarismos de .292.

Eduardo Rodríguez. Es el lanzador número uno de la rotación de los Medias Rojas de Boston. Cuenta con números que pueden meterlo en la pelea por el Cy Young, pues su récord es de 12-4 con efectividad de 4.10 (algo que lo puede perjudicar).

Esta temporada no es una casualidad para el zurdo, más bien es consistencia lo que está demostrando en la lomita. En 2018 ganó 13 y perdió 5, una línea que podrá ser superada en esta campaña.

Rodríguez es de la nueva generación de serpentineros venezolanos que llegó a la gran carpa. En su haber posee un anillo de la Serie Mundial y conoce muy bien lo que es lanzar en una postemporada. A su vez, está aprendiendo de los mejores zurdos que tiene el beisbol, Chris Sale y David Price.

Fuente: El Nacional

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!